¿Qué es la insuficiencia cardíaca?

A medida que la función cardíaca se debilita, la sangre no puede pasar a través del cuerpo tan fácilmente. El resultado es toda una serie de síntomas, desde la falta de aire hasta los tobillos hinchados y fatiga.

“La insuficiencia cardíaca ocurre cuando los músculos del corazón esencialmente mueren o se debilitan”, comenta el Doctor Suzanne Steinbaum, directora de salud cardiaca de las mujeres en el Lenox Hill Hospital de Nueva York y portavoz nacional de la campaña ‘Go Red por tu Corazón’. “

Aquí encontraras todo lo que los expertos quieren que sepas sobre la condición, síntomas, principales factores de riesgo y los cambios de estilo de vida que puedes hacer ahora mismo para reducir las probabilidades de desarrollar insuficiencia cardíaca más adelante.

Hay más de un tipo de insuficiencia cardíaca

La insuficiencia cardíaca puede afectar el ventrículo izquierdo, el ventrículo derecho o ambos. La forma más común es la insuficiencia cardíaca sistólica, que ocurre cuando la función del músculo cardíaco disminuye y, como resultado, la sangre no fluye tan fácilmente por todo el cuerpo. Otra forma de insuficiencia cardíaca, llamada insuficiencia cardiaca diastólica, ocurre cuando el corazón experimenta deterioro del músculo durante el periodo de descanso y es incapaz de llenarse de sangre correctamente debido al endurecimiento del músculo. “La insuficiencia cardiaca diastólica suele ser observada en pacientes ancianos con hipertensión y diabetes, especialmente en mujeres mayores”, explicó el Doctor Biykem Bozkurt, presidente del Colegio Americano de Cardiología de Insuficiencia Cardíaca y Consejo de Trasplantes.

La insuficiencia cardíaca es a menudo referida como “insuficiencia cardíaca congestiva”, lo que significa que se ha acumulado liquido en otras partes del cuerpo (como en los pulmones y el hígado) dando como resultado que la sangre circule de manera inadecuada. Pero no todos los casos de insuficiencia cardíaca son congestivos.

Algunas condiciones pueden señalar peligro más adelante

La insuficiencia cardíaca tiende a seguir otras condiciones. Específicamente, las personas que tienen diabetes, presión arterial alta, enfermedad de la arteria coronaria o ataques al corazón tienen más probabilidades de también experimentar insuficiencia cardíaca. ¿Por qué? “Con el tiempo, tener estas enfermedades puede llevar al debilitamiento del músculo cardíaco”, explica el Doctor Steinbaum.  ¿Las buenas noticias? Muchas de estas condiciones están relacionadas con las opciones de estilo de vida (más sobre esto más adelante), por lo que tomar las medidas adecuadas para mantener sus factores de riesgo bajo control puede reducir significativamente sus posibilidades de desarrollar una insuficiencia cardíaca.

No siempre es fácil identificar los síntomas

Determinar si ciertos síntomas que usted está experimentando están de hecho relacionados con la salud de su corazón puede ser desafiante. Sin embargo, cuando el corazón es incapaz de satisfacer las demandas del cuerpo, los síntomas más comunes incluyen falta de aliento, hinchazón de las extremidades (como: pies, tobillos y piernas), tos crónica, fatiga, apetito disminuido o un ritmo cardiaco acelerado. Las causas de estos síntomas vienen de su corazón. Tomemos como ejemplo la falta de aire: Un corazón débil es incapaz de mantenerse al día con el flujo constante, los líquidos comienzan a filtrarse en los pulmones, lo que hace más difícil inhalar y exhalar con facilidad. ¿Por qué usted puede sentir menos hambre de normal? Cuando se envía menos sangre al sistema digestivo, su apetito puede disminuir, lo que hace que sea menos probable que llegue a pedir ese segundo platillo.

 Los diagnósticos se basan principalmente en los síntomas

Según la Asociación Americana del Corazón, estos síntomas por sí solos no suelen ser un motivo de preocupación (definitivamente todos nos hemos sentido cansados en algún momento). Pero si usted experimenta constantemente una combinación de estos síntomas, es una buena idea consultar a su médico y asegurarse de que no son motivos de preocupación cardiovascular. “La insuficiencia cardíaca es diagnosticada por los síntomas más que cualquier otra cosa”, explica el Doctor Steinbaum. “Si alguien empieza a tener más problemas con la falta de aire, incapacidad para caminar tramos largos, o no pueden acostarse en la cama sin sentir dificultad para respirar, su médico le puede realizar un electrocardiograma o EKG para buscar algún daño al corazón o un ecocardiograma, que ve la función del músculo cardíaco.” Si experimenta cualquiera de estos síntomas, programe una cita con su médico para asegurarte de que no sean síntomas de algo más serio. En Tucson contamos con los mejores médicos y la tecnología más avanzada. Comuníquese con nosotros al 01-800-681-8312 para planear su visita a Tucson.

Dejar de fumar ayuda – y mucho

Se pueden prevenir muchos tipos de enfermedades del corazón como la insuficiencia cardíaca, ataques cardíacos y enfermedad de las arterias coronarias, explica el Doctor Steinbaum. Los factores de estilo de vida juegan un papel enorme en la reducción del riesgo de estos trastornos cardiovasculares. Dejar de fumar está dentro de los principales cambios de hábitos que hay que hacer. “Cada vez que alguien inhala un cigarrillo, están potencialmente desgastando el recubrimiento de las arterias, llamado endotelio”, explica el Doctor Steinbaum. A medida que este recubrimiento se desgasta el riesgo de una persona de desarrollar enfermedad de las arterias coronarias, como los ataques al corazón y por consiguiente insuficiencia cardíaca, aumenta. “la mejor prevención es dejar de fumar,” añadió.

ponerse a sudar también AYUDA

Más allá de dejar de fumar, también es una buena idea comenzar a ejercitarse regularmente si usted está en riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca. La actividad aeróbica evita subir de peso (disminuye las probabilidades de desarrollar enfermedades como la diabetes y la obesidad) y también mantiene las arterias sanas, controla la presión arterial y los niveles de colesterol. La Asociación Americana del Corazón recomienda al menos dos horas y media de actividad física de intensidad moderada cada semana.

Evite alimentos con sal

Como probablemente ya sabe que consumir demasiado sodio hace que el cuerpo retenga más agua (es por eso que los alimentos con mucha sal pueden hacer que se sienta hinchado). Entonces, ¿por qué es tan importante para la insuficiencia cardíaca? El exceso de sal aumenta el riesgo de hipertensión arterial, lo que a su vez afecta aun más al corazón, explica el Doctor Bozkurt: “La sobrecarga de líquido puede estirar las cámaras cardíacas y puede contribuir a la disminución de la bomba mecánica del corazón en pacientes con insuficiencia cardíaca. ” ¿La solución? Trate de usar otros condimentos sin sodio, como el perejil, la albahaca y el jengibre.

Elija una dieta saludable para el corazón

“Una dieta balanceada es importante para los pacientes con insuficiencia cardíaca”, explica el Doctor Bozkurt. Al igual que con otras enfermedades cardiovasculares, asegúrese de llenar su plato con alimentos saludables para el corazón. Algunas de las mejores opciones: el salmón (está lleno de ácidos grasos omega-3), aguacates (otra grasa saludable), harina de avena (es una gran fuente de fibra soluble, que puede ayudar a reducir el colesterol), nueces (más fibra, más vitamina E), y frutas y verduras, tales como arándanos, cítricos y tomates.

Adopte un estilo de vida saludable

El Doctor Steinbaum destaca que los pacientes tienen un papel muy importante que desempeñar para reducir el riesgo de insuficiencia cardiaca. “Aprender cual es la mejor manera de comer y hacer tiempo para levantarse y hacer ejercicio es una parte importante para mantenerse saludable y prevenir la insuficiencia cardíaca en un futuro,” explicó. “Además, es una enfermedad progresiva, tomemos decisiones saludables hoy para que nunca tengamos que llegar a eso.”

Es importante estar informado sobre su condición. El Cardiólogo es la persona que está mejor capacitada para decidir o sugerir cual es la mejor opción para usted. En Tucson contamos con los mejores médicos y la tecnología más avanzada. Comuníquese con nosotros al 01-800-681-8312 para planear su visita a Tucson.

Si usted tiene una emergencia, llame al 911 o acuda a la sala de emergencia más cercana.

FUENTE: http://ow.ly/YPa130fapGi